En los momentos más difíciles de la vida suelen aparecer personas con grandes valores y con un humilde corazón.