En aduana revisaron un sonido que hacían un paquete de botellas; miraron dentro y vieron unos raros ojos